viernes, 28 de febrero de 2014

Porsche 911 GT2 (2000)

El coleccionismo tiene tantas facetas como coleccionistas, por eso, a pesar de que todos tenemos muchos modelos en común, no hay dos colecciones iguales. Ya hablamos que algunos se interesan por un periodo en particular, una marca o un país, pero una de las cosas que más diferencia a las expertos del diecast, es la manera de como conservan sus miniaturas. Algunos son más obsesionados que otros y tienen secretos que jamás comparten de cómo cuidar una miniatura. Algo que me vendría bien a mí y a este Porsche GT2 del 2000. Que mugre que tenía!!!!!

Soy consciente que mi colección no goza de excelente salud. Algunos están encerrados tras vidrios, que cada tanto hay que limpiar, puesto que el tan temido polvo ingresa por todos lados. Algunos descansan en repisas que carecen de protección frontal, los cuales son los más atacados y reclaman a los gritos un frente de vidrio. Y tienen razón.

Otros, los menos, están en sus cajas exhibidoras, y son los que en mejor estado están, ya que lucen como recién comprados. Pero la verdad es que los conservo en su empaque original por una cuestión de espacio, ya que una vez que les encuentro el lugar, los saco de su prisión. Ahora bien, se de coleccionistas que jamás los retiran, no solo de la caja exhibidora, sino que van más allá y aún están dentro de sus cajas de cartón.

Yo los despojo hasta de la base, ya que la misma quita mucho espacio para mi gusto. Admito que conservo las cajas, con la base y la tapa acrílica, pero todo eso se encuentra dentro del ropero, ocupando un lugar exponencial. No hay dudas que voy a tener que tirar algo de ropa. Pero volviendo a los autos, los exhibo sin nada adicional.

También está el tema de la limpieza. Por ejemplo él que les pasa un suave pincel de cerdas naturales de pelo siberiano o el loco de la franela que solo la utiliza para sus miniaturas. Algunos osados usan detergentes del tipo “cremoso” que no dejan rayas y otros solo le dan un fuerte soplido cuando la tierra ya no les deja ver el auto.

Me gustaría saber cómo exponen ustedes vuestras colecciones. Si son maníacos y limpian una vez por semana cada modelo o si sus vitrinas son parecidas a un desguace municipal donde los autos están todos apilados. Si los dejan en sus cajas y nunca los sacan o si compran algo en blíster, permanece en el mismo por siempre.

El último modelo de la casa de Stuttgart, también fue el Porsche GT2, pero el mismo era un carrera cliente del cual se hicieron menos de 200 unidades. En 1999 se presenta este modelo, denominado internamente 996. Desarrollado principalmente como un coche de calle en contraste con su predecesor, el nuevo GT2 ofrecía  un motor boxer de 6 cilindros doble turbo de 3.6 L y contaba con una potencia de 462 CV, que luego se incrementó a 483 CV.

Interiormente, carecía de las simuladas plazas traseras, lo que lo hacía más liviano y por ende con mejores prestaciones, llegando a los 100 km/h en 4,1 segundos y a los 200 km/h en poco menos de 13 segundos. La velocidad máxima declarada por la empresa era de 315 km/h. Carecía de control de tracción y de estabilidad, por lo que conducirlo de manera deportiva, era solo para profesionales.

La única ayuda venía por el lado de los frenos, ya que los cuatro discos eran de cerámica, manteniendo los mismos en una adecuada temperatura a pesar de las exigencias. A estos se le sumaban neumáticos de 18 pulgadas, que aseguraban una perfecta adherencia.

Exteriormente se caracterizaba por sus grandes tomas de aire al frente, que servían para refrigerar los radiadores que se ubicaban por delante del eje anterior. Detrás de las puertas, se ven las entradas de aire para refrigerar el motor trasero y la caja de seis velocidades. Sobre el capot, se encontraba el alerón, que en este caso era fijo, a diferencia de otros modelos alemanes, que se desplegaban de acuerdo a la velocidad alcanzada por el automóvil.

Este modelo se mantuvo en producción hasta el 2007, cuando fue reemplazado por el nuevo GT2 más potente, denominado internamente como 997. En secuencia con la historia de Porsche, el próximo modelo de casa de Stuttgart que se presentará en este blog, será el GT3.

La miniatura corresponde al fascículo 25 de la colección Porsche de editorial Planeta DeAgostini. En el video, lo pueden ver en acción.


Buen fin de semana y que la pasen junto a alguna chica zorra

lunes, 17 de febrero de 2014

Lotus Europa Special (1972)

“He decidido dejar de coleccionar”. Cuando uno recibe esa frase por parte de un colega, lo primero que se le cruza por la cabeza es que autos le va a comprar y si lo puede hacer a un buen precio. Pasado ese instante de alegría íntima y egoísta, uno pregunta el porqué de tan drástica decisión, tratando de convencerlo de que se está equivocando muy feo. Y por más que nos esgrime cientos de valederas razones para hacerlo, jamás lo vamos a comprender. Entonces, con la cabeza gacha por haber perdido un compañero nos retiramos con lo primero que le pudimos comprar, como este Lotus Europa Especial de 1972. Viva!!!!!

Para los que tenemos como hobbie coleccionar cualquier objeto, en nuestro caso autos a escala, no podemos entender como otra persona va a dejar de hacerlo. Pedimos razones, las cuales son simples excusas, puesto que para nosotros, justamente carecen de razón. Es inentendible, que alguien deje de hacer algo que nosotros amamos, que le dedicamos tanto tiempo y sacrificio durante años. ¿Cómo se desprenden de esos modelos, que tantas satisfacciones les han dado?

Pero hay una raza de ex coleccionistas, que no se venden sus modelos sino que simplemente dejan de adquirir nuevos. En mi opinión, no son ex coleccionistas, sino que hay un impasse en esto de derrochar nuestros ahorros. Para mí, un coleccionista es alguien que atesora sus modelos como si fuesen oro, sin tener que estar constantemente ampliando su colección. Pero para otros, el que deja de comprar, se convierte automáticamente en un ex.

Entiendo que todo hobbie, debe ser alentado para mantenerse vivo. Hace 20 años se me daba por la filatelia y hoy conservo varios álbumes de estampillas que no han sido tocados por un par de décadas. Que las conserve, no me convierte automáticamente en un coleccionista, pero el momento en que considero deje de ser un coleccionista, no fue cuando decidí no comprar más, sino cuando perdí el interés. Podría haber dejado de acopiar estampillas, pero a su vez podría haber seguido en el mundo postal, por ejemplo informándome de todo lo nuevo que pudiera surgir.

Supongamos el peor de los mundos. Que por alguna razón, los precios de los modelos en las casas especializadas se disparan a las nubes, que no hay más coleccionables en los kioscos de revistas y que es imposible comprar por ebay debido a restricciones a las importaciones. Es solo una suposición… Entonces, los que nos encontramos en esa posición, ¿dejamos de ser coleccionistas? Para mi gusto, la respuesta es no.

Aunque sé que no es lo mismo, para mi gusto podemos seguir con el hobbie. Por ejemplo este blog es parte del mismo. Compartir mis humildes modelos con ustedes, es la parte dinámica de mi colección. Lo mismo me ocurre cuando visito los suyos. O cuando uno se fija las novedades de esas marcas que no podemos tener. Uno sigue en el tema, aunque deja de conseguir nuevas unidades. Por eso, si por alguna razón dejan de ampliar sus vitrinas, no se consideren ex coleccionistas, porque no solo del diecast vive la colección.

En 1964 Colin Chapman se dedicó a la creación de un nuevo modelo, en busca de reemplazar el conocido Seven. Las premisas eran hacer un auto simple de manejar, veloz, relativamente barato para comprar y fácil de arreglar para cualquier taller. Por la experiencia en autos de competición se pensó en la posición central del motor, una disposición poco común para la época. El diseño fue obra de Ron Hickman, director de Lotus, y se basó en las líneas que definieron al Ford GT40, ya que la empresa había estado ligada a dicho proyecto.

El coche fue construido con una carrocería de plástico unida al chasis. Incluso la parte de abajo se benefició con la fibra de vidrio, dándole un fondo plano que ayudaba a reducir el coeficiente aerodinámico. El proyectó se demoró, porque no se encontraba una planta motriz adecuada a las exigencias de potencia y de tamaño que requería su constructor. La solución se encontró cuando en el Salón de París se presentó el Renault 16, usando un 4 cilindros de 1470cc. 

El coche fue lanzado en Europa en diciembre de 1966, excepto en el Reino Unido y EE.UU., donde las ventas del modelo Elan eran fuertes y no se quería tener dos automóviles en el mismo segmento. Recién cuando las ventas del nuevo modelo fueron importantes, se decidió comercializar al Europa en todas partes.

La miniatura que les muestro pertenece a la empresa Kyosho y es de un ex coleccionista. Prometo cuidar muy bien de esta pieza. En el video lo pueden apreciar mucho mejor


Saludos y que quede claro que yo quiero rock.

sábado, 8 de febrero de 2014

VW Polo S2000 (2009)

Por lo general, cuando uno se toma una pausa de alguna actividad que disfruta, no es que la abandona sin razón. Por ejemplo, yo hace unos días que no estoy por estos mundos y tengo un justificativo: la maldita empresa que me presta el servicio de internet. Esa misma que cada tanto me deja sin servicio, decidió empezar el año 2014 a full. Nada de cortar el suministro por unos días. No señor, acá no se andan con chiquitas. Con decirles, que para poder publicar el VW Polo S2000 de 2009 he debido hacer un “injerto” y pasar un cable por la ventana….

Ha pasado un tiempo desde la última entrada, pero debo decir que ese tiempo dio a una pequeña disputa de opiniones que no vienen al caso, pero sirven para dar con el tema de hoy. Un escrito público, tiene tantas interpretaciones, como gente que lo lee, y a veces el emisor quiere decir algo, que es interpretado de manera distinta por el receptor. Esto lleva a una respuesta, que tiene el mismo eco, y así se distorsiona el mensaje, como cuando éramos pequeños y jugábamos al “teléfono descompuesto”. ¿Lo recuerdan?

Estos problemas son tan viejos en la internet, como la propia red. En sus inicios, cuando el uso del mundo virtual se reducía al espectro científico, los profesionales de todas partes del planeta, discutían sobre estudios y descubrimientos a través de pequeños sitios de encuentros, como los que hoy llamamos foros de discusión. Y por más que estamos hablando de gente culta y profesional, eso no los eximía que muchas de estas charlas sean acaloradas con insultos incluidos.

Esto llevó a la creación de distintos protocolos para evitar que las discusiones se conviertan en campos de batallas, donde nadie salía beneficiado. Pero cuando el mundo virtual se expandió al resto de los mortales, la gente que opinaba sobre un mismo tema era muchísima, lo que hizo que las discusiones fuesen moneda corriente en cada sitio. Fue así que se tomaron esos antiguos protocolos y se crearan normas de convivencias o netiquetas.

Estas netiquetas son un punto de partida, para que cada sitio las aplique, no de manera rígida, sino como una orientación a la convivencia. Básicamente hay 12 puntos para tener en cuenta:

Punto 1: Nunca olvides que la persona que lee el mensaje es en efecto humano con sentimientos que pueden ser lastimados. Muy buen inicio, ya que alguno puede pensar que del otro lado, un animal es el que le está hablando….

Regla 2: Adhiérase a los mismos estándares de comportamiento en línea que usted sigue en la vida real. Bien, quiere decir que si yo en la vida real, insulto a todos, también puedo hacerlo por acá. ¿No?

Regla 3: Escribir todo en mayúsculas se considera como gritar y además, dificulta la lectura. ESTE PUNTO ES MUY CLARO

Regla 4: Respete el tiempo y el ancho de banda de otras personas. Lo del tiempo lo entendí, pero lo de ancho de banda no. ¿Acaso tiene que ver con no “colgar” cosas extremadamente pesadas? ¿Cuál es el ancho normal de banda?

Regla 5: Muestre el lado bueno de su persona mientras se mantenga en línea. Que difícil!!! Casi nadie lo muestra en vivo, no sé cómo lo hacen a través de un monitor.

Regla 6: Comparta su conocimiento con la comunidad. Acá sí que la comunidad va muerta conmigo….

Regla 7: Ayude a mantener los debates en un ambiente sano y educativo. Paz hermanos, si se van a pelear que sea por una causa justa. Por ejemplo un autito.

Regla 8: Respete la privacidad de terceras personas, hacer un grupo contra una persona está mal. Esperemos que el Cabo Reyes entienda este punto.

Regla 9: No abuses de tu poder. Clarísimo, nadie tiene poder excepto yo.

Regla 10: Ser objetivo sobre temas cuyo bien primordial no afecte el general. Creo que este es punto, por el cual empiezan las discusiones.

Regla 11: Escribir con educación, tolerancia y respeto es un reto para muchos pero es vital para el buen flujo de la información y la armonía en las redes sociales. Habría que agregar que se escriba sin errores de ortografía….

Regla 12: No dar santo y seña de tu vida personal. Es por seguridad y también puede salvarte de algunos problemas a futuro y no afectar tu reputación. Recuerda que nunca sabes quien está del otro lado del monitor, cuida tu seguridad y nunca publiques cosas muy personales. Recuerda que el internet y las redes sociales no son un diario y todo va al escrutinio público. Otro punto fuerte, mantengamos el anonimato y nada de publicar fotos en paños menores. Se los agradezco.

Más allá de estas palabras, lo bueno es que cada uno de ustedes puede opinar lo que quiera, siempre que sea con respeto mutuo y sabiendo que por lo general, en este espacio, estamos hablando simplemente de autitos, algo que es para divertirnos y desconectarnos del mundo real.

El VW Polo que nos acompaña es el conducido por Julien Maurin en el SATA Rali Açores de Portugal del año 2012 por el campeonato IRC. En esta ocasión la prueba finalizó con un abandono para el francés. La miniatura pertenece a la colección Pasión por el Rally de editorial Altaya. En el video puede apreciar la competencia


Saludos y que tengan una semana llena de gloria.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

El Tiempo en mi Ciudad