jueves, 3 de febrero de 2011

De Tomaso Pantera GTS (1970)


Estamos en los comienzos de la década del 70 y buscamos “El” auto deportivo. Sin dudas la fuerza habrá que buscarla en EE.UU. con sus “muscle cars” y en Europa, más precisamente en Italia, hallaremos el diseño. Por suerte, alguien hizo este ejercicio, fue el argentino De Tomaso que por esos años, nos sorprendía con el Pantera. Un súper deportivo de diseño italiano con un V8 hecho en Detroit.

Alejandro de Tomaso nació en 1928 en la provincia de Buenos Aires, hijo de un padre político y de una madre proveniente de una de las más antiguas familias, prontamente dejó sus estudios por el interés en los autos.

En 1948, estando en Cuba, es testigo del secuestro de Juan Manuel Fangio a manos de la guerrilla cubana. De Tomaso trató de reaccionar, pero una guerrillera le sugirió que no se haga matar. El mismísimo “Che” se apareció en el hotel y le dijo: “Quedate tranquilo que en un par de horas lo liberamos y lo mandamos en avión”. Dicho y hecho, Guevara cumplió con su palabra y a las 26 horas el Quíntuple, fue liberado sano y salvo.

En 1955, con 27 años y empujado por la situación política del país, arriba a Módena y participa del campeonato de fórmula uno con Ferrari y en 1957 repite la experiencia en la escudería O.S.C.A. con un Cooper, sin obtener grandes resultados en ninguno de las dos ocasiones.

En 1959, busca nuevos rumbos y funda su propia compañía automotriz y en 1964 presenta el primer automóvil De Tomaso: el Vallelunga, un spyder biplaza que utilizaba un motor Ford de 1500cc y una carrocería con el sello de Carrozzeria Fissore of Savigliano.

Para el 1966 sigue trabajando sobre la base del chasis del Vallelunga, y encarga a Giugiaro la carrocería. El nuevo modelo es bautizado Mangusta, que es un depredador capaz de enfrentar a la misma cobra, y por esos años la idea de De Tomaso era derrotar justamente a los AC Cobra de Shelby. Para ello contaba con un motor Ford V8 de 5 litros y 230 Hp.

Para fines de la década del 60’, Alejandro empieza a pensar en el nuevo vehículo. Le encarga el rediseño de un chasis a Giampaolo Dallara y para la carrocería elige a Tom Tjaarda de Ghia, que para estos años el argentino era el propietario. Para el motor siguió confiando a la marca del óvalo y su V8, pero para esta ocasión la cilindrada fue llevada a 5763cc con una potencia básica de 266 Hp hasta en versiones especiales llegar a unos espeluznantes 500 Hp. El resultado fue el Pantera.

Fue presentado en 1970 en el salón de New York, en el mismo stand de Ford. Básicamente se trataba de una carrocería biplaza, con un pequeño maletero donde estaba ubicada la rueda de auxilio en la parte delantera y el motor se anclaba en posición central detrás de la cabina. Se fabricaron más de 6000 unidades durante la década del 70.
Les dejo fotos de un Pantera en la Autoclasica del 2011 y de la réplica de la colección Dream Cars, fascículo 7 de la editorial Altaya, edición Argentina.
Hasta la próxima semana!!!!

6 comentarios:

  1. Muy buen deportivo, y el aporte de historia tb me han gustado.
    Los argentinos siempre llevamos nuestra marca a cualquier lugar del mundo.
    Espero una chica para cada auto.

    gracias vasco....

    ResponderEliminar
  2. Buenisima anecdota...no estaba al tanto del protagonismo alcanzado por este argentino...y el deportivo esta espectacular !!!

    ResponderEliminar
  3. este es otro de mis favoritos, ya tendrá su espacio dentro de mi blog.
    muy buena la historia de cuba, no sabía que de tomaso hubiera estado involucrado

    ResponderEliminar
  4. Asi es, en el momento del secuestro, Fangio se encontraba con Guerino Bertocchi, Nello Ugolini, Carlos Gonzalez y Alejandro de Tomaso.
    Lo de la aparición del "Che" en el hotel, tiene más de mito que de verdad....

    Saludos!!!!

    ResponderEliminar
  5. Hermoso el Pantera y el informe excelente, también lo tengo en mi colección.
    Saludos !

    ResponderEliminar
  6. El Pantera y el Mangusta son mis preferidos de los De Tomaso.

    Saludos!!!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

El Tiempo en mi Ciudad